1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://depresion.about.com/od/Depresionfemenina/a/Depresion-Y-Menopausia.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

Depresión y menopausia

La ansiedad, irritabilidad y tristeza pueden conducir a problemas anímicos

De

Depresión y menopausia

Depresión y menopausia

© Getty Images

La menopausia, etapa en la que la mujer deja de tener el período menstrual, se produce por regla general después de los 45 años. En ese momento, los ovarios dejan de producir óvulos, y también disminuyen las hormonas (estrógeno y progesterona). Los síntomas (insomnio, disminución de la pasión sexual, sequedad, infecciones) son distintos en función de cada persona, y pueden durar entre seis meses y un año.

Durante la menopausia, las mujeres corren un enorme riesgo de sufrir episodios depresivos, en el momento justamente anterior de que ésta se produzca, y también a continuación. Se considera que el 85 por ciento de las mujeres que la atraviesan sufren desórdenes emocionales, bien a nivel leve o a gran escala. Aunque no cabe duda de que esto deriva en un deterioro de la calidad de vida de la mayoría de mujeres, en la actualidad se puede diagnosticar rápidamente lo que ocurre, y tomar medidas, así como establecer tratamientos.

Causas de la depresión durante la menopausia

Al disminuir o interrumpirse la producción de estrógenos, estrechamente relacionados con los trastornos depresivos, las alteraciones son bastante frecuentes, por lo que se trata de un período difícil.

Los estrógenos no son la única causa. En este período se sufre ansiedad, irritabilidad y tristeza o melancolía que pueden conducir a problemas anímicos graves. Además, muchas mujeres en esta situación sufren dificultades para afrontar la nueva etapa de su vida. Se debe tratar de verla de forma lo menos negativa posible, pues de lo contrario se corre el riesgo de obsesionarse con el paso del tiempo o con la imposibilidad de ser madre, esto último sobre todo si no ha tenido hijos antes. El estrés también puede empeorar la situación. Pueden aparecer pensamientos peligrosos sobre falta de realización personal, situación insatisfactoria en el trabajo o en la pareja, etc., que genere un malestar.

Prejuicios frente a la menopausia

Aunque casi todo el mundo cree conocer a la perfección en qué consiste la menopausia, lo cierto es que existen numerosos prejuicios y tópicos muy perniciosos, pues pueden afectar a la imagen que de sí misma tenga la mujer que la atraviesa. Durante gran parte de la historia, prácticamente se consideraba que la mujer pasaba a ser absolutamente inútil una vez que ya había cumplido con su función reproductiva. Aún hoy, persisten rastros de estos pensamientos machistas, que pueden hacer mucho daño, e incluso se utiliza la expresión "está menopáusica", como insulto.

También se piensa que todas aquéllas que la han pasado se desinteresan por completo de la actividad sexual. Aunque por la disminución de estrógenos y la sequedad vaginal, muchas mujeres ven como su líbido se rebaja significativamente, no ocurre en todos los casos, pues a veces la pérdida del miedo al embarazo intensifica sus apetitos carnales.

En resumen, conviene divulgar y educar en torno al proceso menopáusico, para que al conocerlo se pueda afrontar de forma más sana y positiva.

Tratamientos específicos para los síntomas depresivos

En la actualidad se practican algunos tratamientos eficaces para mitigar los síntomas asociados con esta etapa. Pero sólo un médico está capacitado para decidir cuándo resultan convenientes. La prescripción no resulta sencilla, pues puede producir inconvenientes efectos secundarios.

  • Inhibidores Selectivos de la Recaptación de la Serotonina (ISRS). Consiste en un tratamiento farmacológico que actúa sobre este neurotransmisor.
  • Modulares Selectivos del Receptor de los Estrógenos (MSRE), que son una categoría de fármacos que actúan sobre los receptores de los estrógenos. Son los medicamentos más seguros para este problema.
  • Terapia Hormonal Sustitutiva (THS). Consiste en reponer los estrógenos y en menor medida la progesterona, lo que mejora de forma notable los síntomas depresivos. Pero resulta complicado el tratamiento en pacientes fumadoras, con trastornos convulsivos y diversos antecedentes médicos, y los especialistas no lo practican en mujeres que hayan padecido cáncer de mama, hemorragias uterinas, y otros casos.
  • Psicoterapia. Pueden ser útiles la Terapia Cognitivo-Conductual (TCC) y la Psicoterapia Interpersonal (IPT), para ayudar a los pacientes a controlar los síntomas de la depresión. La TCC elimina los pensamientos negativos. Por su parte, la IPT ayuda a mejorar las relaciones con la pareja, la familia y amigos.
  1. About.com
  2. About en Español
  3. Depresión
  4. Depresión femenina
  5. Depresión y menopausia

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.